Cosas que aprendí en mis vacaciones.

  1. No importa que… nada que ocurra en el trabajo es tan importante como para quitarte 5 segundos de tu atención. Nada. NADA.
  2. No confíes en el departamento de Recursos Humanos si te dice que te tomes un día extra de vacaciones por el festivo sin verificar que en realidad sea festivo… porque si lo haces, todas las cosas lindas y bellas de las vacaciones se van a joder cuando regreses y te digan: “Ah, la de RRHH se equivocó y te lo van a descontar”
  3. A veces, y solo a veces, la paranoica de la oficina tiene razón… como cuando te advirtió que el día no era festivo porque lo estaban diciendo en facebook. Si tan solo tuviera mejores fuentes, a veces le creerías.
  4. Dormir hasta tarde es rico… pararte temprano para disfrutar con tu perro y con tu novia es más rico aún.
  5. No debes dejar a un cachorro desatendido en un lugar nuevo, sobre todo si está oscuro.
  6. La belleza está a la vuelta de la esquina… solo es cosa de estar atento para poderla ver.
  7. Un coche gasta menos gasolina a menos revoluciones: en la ciudad valen más cambios cortos para ahorrar combustible.
  8. Llegar de vacaciones es seguir rodeado de los pendejos de los que huías cuando te fuiste de vacaciones… solo fue un breve descanso.
  9. Las tipas que atienden en carnes frías de los supermercados son en realidad promotoras de sus marcas. A las de sigma (yo compro san rafael) generalmente les importas un pepino, pero las de Zwan y Kir siempre tratan de convencerte de que compres su marca. Me cagan.
  10. Tener un perro es bonito… Tener dos es más complicado… pero es más bonito. Gracias Abril por visitarnos.
  11. Un gato estresado puede morder… y muerden bien duro.
  12. La gravedad hace su chamba en cualquier parte del mundo.
  13. El pozole es rico… en buena compañía es más rico aún.
  14. El abismo generacional es cada vez más obvio. Nadie se para ya durante el himno…
  15. Mis amigos son mis amigos y siempre serán mis amigos no matter what.
  16. Un pato… iba cantanto alegremente cuack cuack…

Published by

Cristóbal Galindo

Biólogo por educación, fotógrafo por pasión, músico por necedad y Community Manager por necesidad... Todo un estuche de monerías.

Leave a Reply